Go to Top

PASTA FRESCA CASERA. Receta, paso a paso y consejos

IMG_5532 texto

¿A quien no le gusta la pasta? Y si tenéis peques en casa ni os cuento, la pasta es el plato por excelencia. A mi personalmente me encanta, admite tantas variaciones de sabores, salsas y rellenos, y lo mismo sirve como plato principal, que como parte de un ingrediente para una ensalada. En fin que me chifla. Las posibilidades que da la pasta son casi infinitas.

Pero desde que descubrí que hacerla en casa es fácil y rápido, y además tiene un sabor incomparable con el sabor de las pastas compradas, ya casi no entra en casa pasta seca.

 

La pasta fresca casera no tiene ningún misterio y con tan solo tres ingredientes, harina, huevos y sal, puedes preparar en casa un plato exquisito. Incluso con tan solo 2, harina y huevos, pues hay mucha gente que prescinde incluso de la sal. A mi personalmente me gusta añadirle un poco, salvo que el acompañamiento que vayamos a utilizar sea muy salado.

 

La harina  que debemos utilizar para la pasta es especial “00”. Es una harina de fuerza pero mas suave. Si no podéis localizarla, mezclar simplemente harina de fuerza, mejor de poca fuerza, con harina común en una proporción de 70-30. Ya que la harina común produce una pasta mas bien grisácea y poco apetecible y la harina de fuerza por si sola nos puede dar una pasta un tanto gruesa y basta.

También está muy rica, incluso mas para mi gusto, mezclando harina “00” y sémola de trigo duro en una proporción de 70%-30% respectivamente y sustituyendo algún huevo por yemas. Aunque la formula que hoy vamos a preparar es la básica, simplemente con harina, harina y sémola y huevos enteros. Ya iremos viendo mas adelante otras recetas.

Además y en contra de lo que pudiera pensarse, no es necesario añadir aceite, aunque se puede, en la Toscana siempre se añade aceite, le da cierta elasticidad y brillo, pero la gracia de la pasta consiste en que al mezclarla con la salsa, la pasta absorba y embeba parte de sus jugos y consiga un sabor extraordinario. Si añadimos aceite, el aceite puede dificultar la absorción, al igual que si lo añadimos al agua de cocción, que nunca se debe añadir en este paso. Yo siempre he sido mas partidaria de no usar aceite, aunque de un tiempo a esta parte, lo añado, he de reconocerlo. Pero eso va en gustos.

La podéis preparar tanto a mano o como con maquina. De hecho y aun en contra de lo que pudierais pensar, la maquina laminadora no es en absoluto cara, en las marcas de toda la vida por unos 65 euros la podéis adquirir. También las hay mas baratias, pero suelen tener el inconveniente que a la hora de cortar no cortan bien y te desesperas, porque al final te lleva el doble de tiempo. Así que ya sabéis si os gusta la pasta, un cumple o un regalito de Navidades……

 

IMG_5518

Las maquinas de pasta cuentan con un rodillo laminador, provisto de una ruedecita que te permite ajustar el grosor para ir pasando la pasta por ellos por hasta conseguir el grosor deseado. Disponen además de otros rodillos que te permiten cortar la pasta en diferentes formatos, Tagliatelle, spaguetti…. de forma que nos permite variar la forma de presentación.

De todas formas como os digo se puede preparar sin necesidad de ningún artilugio especial, simplemente con ayuda de un rodillo, y un cuchillo afilado, aunque eso si, queda mas finita y es mas rápido con la maquina de pasta.

Como todos sabéis de que estamos hablando, vamos pues con la receta.

IMG_5547

INGREDIENTES: (Para unos 425 gr)

  • 300 gr. de harina “00” o 210 gr. de harina “00” mezclada con 90 gr. de semolina.*
  • 3 huevos medianos muy frescos ( o 6 yemas)
  • 1 tsp de sal (optativo)
  • 2 cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra (optativo)

Harina y sémola para enharinar la pasta.

* La harina 00 la podéis encontrar si vivís en Bilbao o alrededores en “Al Dente”, al igual que la semolina. On line podéis utilizar harina de trigo duro “El amasadero”

PREPARACIÓN:

La masa:

Con Kitchen Aid:

Ponemos todos los ingredientes en el bowl de la batidora y mezclamos lentamente a velocidad 1 con el accesorio de pala hasta obtener una masa homogenea.

Cambiamos por el gancho de amasar y continuamos amasando a velocidad 2 durante unos 5-8 minutos, hasta que la masa quede elástica y homogénea. Le damos forma de bola, envolvemos en film y llevamos al frigorífico por espacio de 1 hora. Ya tenemos nuestra masa lista para laminar y cortar. Mas fácil imposible.

Método tradicional:

Mezclamos y tamizamos la harina y la sal (si la usamos)  depositándola directamente sobre la mesa de trabajo, o en un bowl amplio.

collage 1

Hacemos un hueco en el centro y depositamos en el los huevos y el aceite (si lo usamos). Con ayuda de un tenedor rompemos las yemas y  mezclamos el aceite y vamos incorporando poco a poco harina de los laterales al centro. Cuando empiece a formase una masa semiblanda, la comenzaremos a amasar con mas fuerza hasta conseguir una masa elástica y homogenea.

Envolvemos en film, y del mismo modo llevamos por espacio de 1 hora al frigorífico.

Tened en cuenta que la masa debe resultar una masa mas bien dura, que no se pegue a las manos, pues de lo contrario si obtuviésemos una masa demasiado húmeda o blanda nos resultaría luego muy difícil laminarla.

El laminado o estirado de la masa:

Con maquina:

Sacamos del frigorífico y procedemos a dividir nuestra bola en 4 partes. Guardamos tres en film y de vuelta a la nevera para que no se sequen.

collage 3

La porción restante la aplanamos con las manos y la pasamos por el rodillo laminador en su apertura mayor. La doblamos y volvemos a pasarla en la misma apertura. Repetimos esta operación en esa misma apertura 3 o 4 veces, hasta que nuestra plancha de masa obtenga la anchura del rodillo.

Reducimos un numero la apertura del rodillo, enharinamos nuestra plancha de masa y la pasamos por el rodillo. Vamos repitiendo esta operación, reduciendo en cada pasada el grosor del rodillo, hasta finalizar. Obtendremos una lamina muy larga y de un grosor de 1 a 1,5 mm.

Durante el laminado, es posible que debamos enharinar ligeramente la lamina de pasta para que no se nos pegue.

IMG_5500

Una vez lista nuestra lámina de pasta, la dejamos secar colgada en el respaldo limpio de una silla o en una percha. También hay aparatos especiales que sirven para dejar nuestra pasta secando.

Continuamos con el resto de porciones de masa.

Método manual

Para laminar la pasta sin maquina, debemos hacer uso de un rodillo. A ser posible pesado.

Cojemos una de las 4 partes en que hemos dividido la bola de masa y la aplastamos ligeramente con las manos. Enharinamos ligeramente la superficie donde vayamos a trabajar y comenzamos a estirarla, dándole giros de 90º, hasta obtener laminas de un grosor de 1 o 2 mm.

El corte: 

Con maquina:

Cada tira de las obtenidas, la cortamos a su vez en tiras de unos 20 cm y la pasamos por el rodillo de corte elegido. Si es necesario enharinamos ligeramente cada lamina de pasta para que no se nos pegue.

Dejamos secar la pasta ya cortada nuevamente colgadas como habíamos hecho con las tiras, mientras procedemos al corte del resto.

IMG_5511

Manual:

Cortamos cada tira en tiras de unos 20 cm y las doblamos tres o cuatro veces sobre si mismas, enharinando ligeramente la lámina en cada doblez para que no se pegue.

collage 4

Con un cuchillo afilado cortamos tiras de 1 mm si queremos Taglierini, 2 cm para Tagliatelle y 4 cm para Papparpadelle.

La cocción:

Cuando tengamos lista toda nuestra pasta, preparamos una cazuela alta, con 1 litro de agua por cada 100 gr. de pasta. Es preferible pasarse de cantidad de agua que acabar cociendo la pasta en poco agua, ya que en ese caso el almidón que desprenda la pasta hará que la pasta se pegue entre si.

Solo os recomiendo añadir agua, pues como os comentaba, si añadimos aceite, además de quedar la pasta mas correosa y pesada, va a hacer que posteriormente nuestra salsa en lugar de empapar la salsa, resbale por ella y no adquiera su sabor.

Cuando comience el hervor, echamos nuestra pasta en su interior y cubrimos, cuando vuelva a hervir contamos 2-3 minutos para la pasta sin relleno. Procurad remover de vez en cuando con un tenedor de madera para que no se nos pegue ni al fondo, ni entre ella misma.

La pasta debe quedar ligeramente durita, “al dente”. ¿Por qué? Pues porque luego a la hora de añadirle la salsa, la pasta seguirá “cociendo” durante un par de minutitos mas y en este tiempo absorberá parte de la salsa y se impregnará de sus sabores, terminando la cocción.

Si nos pasásemos en la cocción inicial, la pasta perdería su capacidad de absorción, ya que se habría saturado de agua en lugar de salsa. Por eso es tan importante la cocción “al dente”.

Una vez cocida no es conveniente pasar la pasta por agua, se pasa por un colador grande donde se escurre, o simplemente si disponéis de cazuelas para cocción de pasta que cuentan con 2 recipientes, la cazuela en si, y otra agujereada  que va en su interior y que hace las veces de colador grande, se retira este ultimo recipiente, que sirve para escurrir la pasta y añade a la cazuela donde tengamos la salsa caliente. Se le da unas vueltas durante 1-2 minutos para que la pasta se impregne bien de la salsa y se sirve de inmediato.

Por cierto, un consejo. A la hora de cocer la pasta, no me tiréis todo el agua de cocción, reservar parte de ese agua. Ese agua de cocción nos servirá en su caso, para alargar la salsa. Ya sabéis que hay ocasiones en que la salsa se nos queda un poco corta, pues bien, cuando tengamos la pasta con la salsa, si vemos que ésta se nos ha quedado un poco corta, añadimos un poco del agua de cocción, poco a poco, cucharón a cucharón, y la salsa crecerá y la pasta quedará mas jugosita.

Conservación:

Al tratarse de pasta fresca, no se mantiene durante mucho tiempo, salvo que la sequemos bien, bien y entonces podemos mantenerla en un recipiente hermético durante un par de semanas.

De lo contrario es conveniente comerla en el día o a lo sumo al día siguiente de la preparación.

Si no la vamos a comer en el día, lo mas conveniente es congelarla, después de dejarla secar sobre una tabla enharinada durante un par de horas al menos. Os recomiendo congelarla en raciones individuales en un tupper hermético, ya que a la hora de cocinarla no hace falta descongelarla, se cuece de la misma forma que la pasta fresca, pero alargando un minuto mas el tiempo de cocción.La pasta así congelada se puede llegar a mantener de 2 a 3 meses.

Por ultimo, como ya sabéis, la pasta también se puede aromatizar y colorear, con hierbas aromáticas, espinacas, remolacha, tinta de calamar,… e incluso con otro tipo de harinas, pero eso será objeto de otros post, según vayamos preparando platos distintos de pasta.

Espero que os haya gustado el post, y sobre todo que os sirva y os animéis a hacer pasta casera, porque no supone mucho tiempo y está buenisima, os lo aseguro.

IMG_5546Consejos:

– Como veis la proporción es de 100 gr. de harina por cada huevo, pero ni todas las harinas absorben el mismo liquido, ni todos los huevos son del mismo tamaño, por lo que deberéis ajustar las cantidades añadiendo 1 o 2 cucharadas mas de harina, si la pasta que obtuviesemos fuese demasiado blanda y húmeda, o algo mas de huevo, si por el contrario fuese demasiado dura. La textura final la podéis apreciar en las fotos, pero es cosa de practica y de sentir en vuestras manos la masa, ya veréis que lo aprendéis muy pronto.

En mi caso cuando solo tengo huevos grandes, suelo tener que añadir una o dos cucharadas mas de harina, pero de poco en poco, con cuidado de no pasarnos.

– Cuidado con la sal pues dependiendo del acompañamiento elegido, es posible que debamos prescindir de ella o reducir su aporte, por ejemplo, si vamos a añadir una salsa a base de parmesano, este queso aporta ya de por si bastante sal. De hecho hay autores que al igual que ocurre con el aceite también prescinden de la sal. A mi personalmente me gusta mas añadir un poquito de sal como os he dicho.

– No dejéis la pasta mucho tiempo en el agua, ni antes de que empiece a hervir el agua, ni una vez cocida, pues la pasta sigue absorbiendo agua y al final se nos pasará.

VIRGINIA

Comparte:

Share on Google+

33 Responses to "PASTA FRESCA CASERA. Receta, paso a paso y consejos"

  • IDania
    2 mayo, 2012 - 7:11 am Reply

    Virginia,

    Adoro hacer pasta en casa.Qué maravilla de tutorial!!! Super bien explicado. No se te ha quedado nada. Acabo de aprender algo nuevo con respecto a la pasta: no utilizar aceite en el agua de cocción.

    Gracias por compartir, amiga!!

    Un beso,
    IDana

  • VIRGINIA
    2 mayo, 2012 - 8:06 am Reply

    Como me gusta que te guste y te haya servido Idania. A mi tambien me encanta hacer pasta fresca en casa. Por cierto, ya ves que yo al final opté por la maquinita en lugar del accesorio de la KA como tu, y la verdad estoy muy contenta. A ti ¿¿¿como te va con el accesorio???

    Bss

  • Kako
    2 mayo, 2012 - 11:00 am Reply

    Que buena pasta Virginia, a mi me gusta mucho hacerla en casa, aunque reconozco que más me gusta la pasta rellena, el spaghetti casi no lo hago. Lo que si te digo es que una vez pruebes hacerla solo con sémola de trigo duro, es otra cosa, para mi lejos mejor, pero es cosa de gustos nada más, una idea para que la pruebes.
    La tinta de calamar la vendían aqui y ya no, es una pena porque eso si que tiene un gusto potente, me encanta.
    Un beso.

    • VIRGINIA
      2 mayo, 2012 - 11:06 am Reply

      Kako yo la hago tambienc on mezcla de harina 00 y semola, pero solo con semola de trigo duro no he probado, porque además seguro que me sería imposible conseguirla. Tu a cual te refieres a la mezcla o solo con semola???? y si es semola donde la consigues????

      Bss y mil gracias.

  • Justme
    2 mayo, 2012 - 1:11 pm Reply

    Yo soy fan incondicional de la pasta aunque las prefiero sin rellenar y con salsas suaves y no convencionales, pero nunca he echo mi propia pasta la suelo comprar fresca pero me imagino que la diferencia debe ser abismal
    haber si un dia me animo y te cuento
    un besito:)
    hoysonrioalespejo.blogspot.com

    • VIRGINIA
      2 mayo, 2012 - 1:18 pm Reply

      Estaré encantada de conocer tu experiencia. Ya estas tardando, está riquisima

      Bss

  • Isabel
    2 mayo, 2012 - 2:54 pm Reply

    Es algo que no se me da, más que lo intento… hasta tengo una Imperia que compré en Turín con toda la ilu, me dije “nunca mais compraré pasta” 😉 pues no hija, sigo comprando, y la máquina muerta de risa 😉

    • VIRGINIA
      2 mayo, 2012 - 3:13 pm Reply

      Que me dices Isabel¡¡¡ No me lo puedo creer, toda una apasionada de Italia y la cocina Italiana. Pues pensé que serías una experta en estos menesteres.

      Eso de todas formas tiene facil solución. Nos vemos un día y preparamos juntas un platazo de pasta que levanta la boina.

      Por mi no hay inconveniente y asi dar por fin trabajo a esa Imperia, qeu es una maravilla.

      Bss

      Virginia “sweet and sour”

  • Teresa
    2 mayo, 2012 - 3:28 pm Reply

    Un post estupendo y muy instructivo!!! Estaba indecisa si comprarme la maquinita porque es un trasto más en casa, pero me has convencido!! La pasta fresca es sensacional!!
    Cuando dices enharinar la pasta con semola y harina, es en cantidades iguales y a que momento te refieres?? Cada vez que la pasas por la máquina?? A ver si me pongo!!
    Besitos!!

    • VIRGINIA
      2 mayo, 2012 - 4:22 pm Reply

      Teresa, yo unas veces he utilizado semola y otras harina, lo que tengo mas a mano. Conviene enharinarlo cada vez que veas que se puede pegar al pasarlo por el rodillo. Yo lo suelo hacer 2 o 3 veces al estirar y si la masa ha chupado la harina, tambien un poco antes de cortar.

      Cuando ya esta cortada la suelo volver a enharinar mientras se seca un poco para que no se pegue.

      Espero haberte solucionado la duda. Pero si tienes mas y no me he explicado bien, ya sabes un correo que te doy todas las explicaciones del mundo.

      Bss

  • Carlos Dube
    2 mayo, 2012 - 4:22 pm Reply

    Extraordinario paso a paso, me ha encantado. Mi cuñada nos dice que a ver si nos animamos a hacer pasta, la verdad es que explicado así da gusto, esclarecedor al máximo. Un saludo.

    • VIRGINIA
      2 mayo, 2012 - 4:40 pm Reply

      Gracias Carlos, viniendo del Rey del paso a paso es un autentico halago tu comentario.

      Un abrazo

  • Helena / Rico sin Azúcar
    2 mayo, 2012 - 6:50 pm Reply

    Virginia, me gusrdo este post enterito para leerlo con calma cuando me compre la máquina de pasta!!!!!!! Lo explicas todo muy bien e incluso haces que parezca fácil 😉
    Siempre me sorprenden lo pequeñitas que parecen las máquinas, casi de juguete..

    Muchísimas gracias por la receta,
    Besotes

  • lamardecosas
    2 mayo, 2012 - 8:38 pm Reply

    Me ha encantado tu entrada, lo explicas de una manera que hasta parece fácil! Nunca he probado a hacer pasta en casa, a ver si algún fin de semana con tiempo lo intento; eso sí, sería del modo tradicional porque no tengo máquina!
    Gracias por tus explicaciones, Virginia.

  • La Cuina Violeta
    2 mayo, 2012 - 8:40 pm Reply

    Virgina, con estas entradas que haces nos ahorramos un montón en libros…
    Nani

  • ONEGA
    5 mayo, 2012 - 11:56 am Reply

    Precioso post. A mí me encanta la pasta fresca y la verdad es que me compré la maquinita superbarata, el problema es que no corta del todo la pasta, así que tengo que acabar con las manos, pero tampoco quería comprarme una supercara porque no sabía el uso que le iba a dar. De todas formas, para las veces que la uso, me es suficiente.
    Mi sobrino me trajo de Italia un cacharro que tiene forma de paraguas para secar la pasta ya formada, es una bomba! en poco espacio secas más de 2 kg de pasta fresca.
    Bueno, lo que no sé es dónde conseguir ese tipo de harina por aquí…¿dónde la compras tú?
    besos, guapa

  • Carmen
    9 mayo, 2012 - 10:51 am Reply

    Virginia, enhorabuena por este post. No sólo explicas a las mil maravillas cómo hacer la pasta en casa sino que, además, lo acompañas de una fotografía exquisita. Da gusto pasearse por tu blog.

    Yo tengo una máquina de pasta que ha estado en su caja durante 15 años y, hasta hace tan sóloun par de meses, no la estrené. Me imponía mucho hacer pasta casera pero, una vez me lancé, me dí cuenta de que no puede ser más sencillo. No la he vuelto a usar pero no tardaré mucho en volver a hacerlo. Me encanta la de tinta, esa te la copio y será la próxima que haga. En casa gusta muchísimo !!!

    Bss

  • Liliana
    28 julio, 2012 - 2:22 pm Reply

    genial!!!!…muchas gracias!..por si acaso tienes el ravioli maker? el q se pone sobre la maquina?..es q me salen muy humedos y se pegotean..no he podido pillarle la tecnica!…si seca se reompen si humeda se enredan!…gracias

  • LOURDES SÁNCHEZ RODERO
    23 noviembre, 2012 - 10:33 am Reply

    Me han regalado un máquina de pasta para mi cumpleaños

    Me ha encantado el post, este fin de semana la estreno.

    Sólo me queda una duda he mirado en mi supermercado habitual (carrefour y mercadona) y las harinas no estan clasificadas, así que no puedo saber cual es 00 o cual se acerca más a esta clasificación. ¿Podrias recomendarme alguna?

    • VIRGINIA
      23 noviembre, 2012 - 10:47 am Reply

      La harina 00, es un tipo de harina especial italiana, que no tiene mucha fuerza, en lenguaje comprensible y que se utiliza habitualmente para hacer pasta y para determinados panes. Yo compro esta harina en un establecimiento que prepara pasta fresca en Bilbao. Se que hay harina para pasta fresca en alguna marca que no se suele encontrar en los supermercados,y si en tiendas on line, pero no recuerdo el nombre.

      Si no tienes la posibilidad de encontrarla donde vives, (a mi me llevó mi tiempo de indagación), te recomiendo que compres harina de fuerza en el super, pero la que el apartado proteinas tenga el menor valor,un 10 u 11% (mira las especificaciones, las marcas blancas suelen no tener demasiado % de proteina) y luego la mezclas con harina común en una proporción de 70% de fuerza y 30 % harina común.

      Si encuentra harina 00 prueba a mezclarla con semola en una proporción de 70-30% respectivamente. Sale tambien una pasta muy rica.

      Espero haberte ayudado.Si puedo ayudarte en algo mas, no dudes en contactar y si te acuerdas, me cuentas el resultado. Suerte

      Bss

  • Iker
    25 diciembre, 2012 - 12:57 pm Reply

    Hola Virginia, buen post! He vuelto de Italia donde he aprendido tantas cosas y aquí es difícil encontrar los ingredientes, y mucho mas caros. Quería preguntarte donde has comprado la harina 00 en Bilbao. Soy de aquí, y yo la he comprado en el Casco Viejo, pero me parece un poco caro caro (3.5€/kg.)Y también donde compras la semolina, ya que me gustaría probar en pasta, porque se que una proporción parecida para la masa de pizza la mejora sustancialmente.

    Un saludo y feliz navidad!

  • Rosalía de la Rosa
    11 enero, 2013 - 6:14 pm Reply

    LLego un poco tarde a este post tan genial, pero SSMM, me han regalado una maquina para cortar pasta. Gracias por tus explicaciones, me han venido de muerte, voy a hacer la masa y la dejare en reposo toda la noche. Un saludo y de nuevo gracias.

  • Massanet
    28 marzo, 2013 - 11:54 am Reply

    Buenos dias,

    Acabo de llegar a tu pagina porque acabo de hacer pasta casera y como siempre, 3 veces que he hecho, 3 veces que me he enfadado! siempre digo NO hare mas! Y es que mi problema es que cuando paso la masa por los rodillos de cortar los spaguetis o tallarines pues la masa no sale cortada!!! Solo sale con las marcas y yo tengo que separarlas como puedo con las manos y es un no acabar porque te lleva mucho tiempo y a demas muchisimos se rompen y tienes uno laaaaaaaaargo y otro de 3cm, me vuelvo loca! Nos encanta la pasta pero no la hago casera por este motivo! Pensaba cambiar la maquina aunque me da miedo porque digo y si con otra me pasa lo mismo? Y leyendo tu post he pensado que a ver si soy yo que la hago muy blanda o humeda o que no la dejo reposar mucho tiemo (unos 20minutos), y la harina uso la comun, y pongo huevos (XL) y un poquiiiiiito de haceite, podria ser eso??? Que sea muy blandita. Lo voy a intentar una vez mas como lo haces tu y la hare mas durita, sino me sale bien…creo que no lo intento mas!!!!

    GRACIAS por anticipado!

    Un Saludo,

    MAGDALENA.

  • Noe
    21 agosto, 2013 - 7:31 pm Reply

    Muchas gracias por la receta
    ¿sabría alguien donde encontrar harina “00” en españa?
    Muchas gracias!!

  • Angela Jaramillo
    1 octubre, 2013 - 4:30 pm Reply

    Super interesante y linda esta página. Me fascina preparar la pasta, pero a veces por tiempo quisiera que para conservarla, pero fuera del congelador, se pueda sercar más rápido.
    Siempre les digo a mis amigos que para mí la pasta fresca es como comer un pan recién horneado en comparación con un pan de paquete. Esa es la comparación entre la pasta fresca y la pasta de paquete.

  • Daniel Escobar Velez
    18 noviembre, 2013 - 9:51 pm Reply

    hola. como hago para que la pasta de lasagna se seque derecha, no se curve… gracias—-

  • Tiny Blue Sky
    30 marzo, 2014 - 3:55 pm Reply

    Hola, me gustaron muchos los tips pero me gustaría saber si hiciste o planeas hacer alguna receta de pastas veganas (sin productos de origen animal) así puedo empezar a comer pastar caseras… Gracias. 🙂

  • Palmira
    27 marzo, 2015 - 9:36 am Reply

    Bueno lo he repasado todo, creo que si puedo jejeje
    Cuando pienso lo sencillo que era obtener dicha harina 00 y el semolino en italia… creo que me conformaré con harina sola para mi primer intento.
    Besos,
    Palmira

  • BOEUF BOURGUIGNON BY JULIA CHILD | Sweet And Sour
    23 noviembre, 2015 - 12:56 pm Reply

    […] tagliatelle de pasta fresca. La pasta fresca la podéis preparar vosotros en casa, como vimos en el tutorial de pasta fresca casera, es sencillo, y le dará un punto extra al plato. Pero si no os apetece liaros tanto, podeis […]

  • TAGLIATELLE DE AZAFRÁN CON SALSA MARINERA Y GAMBAS | Sweet And Sour
    25 abril, 2016 - 11:51 am Reply

    […] Podéis tambien prepararla con una pasta fresca comprada, será mucho mas rápido, pero el sabor de la pasta fresca casera es delicioso y el punto del azafrán muy especial. Si os animáis, no dejeis de leer el post PASTA FRESCA CASERA. PASO A PASO, CONSEJOS Y TRUCOS […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × tres =