Go to Top

TAGLIATELLE DE AZAFRÁN CON SALSA MARINERA Y GAMBAS

HY3A7501

Como todo lo que se prepara en casa, produce una doble satisfaccion. No solo por el hecho de disfrutar de una comida especial, que has preparado con cariño de principio a fin, sino porque como dice el dicho además “sabemos lo que comemos”. Es lo que ocurre con la pasta fresca, que lejos de lo que pueda pensarse se prepara en un abrir y cerrar de ojos y no tiene parangón con la pasta comprada, en cuanto al paladar se refiere.

En este caso, hemos preparado una pasta fresca aromatizada con azafrán, siguiendo la receta de uno de mis cocineros fetiches Ottolenghi, en su libro “Plenty”. Pero en lugar de darle el punto oriental con más especias, la hemos traido a nuestra tierra, y le hemos dado un punto marinero, con una rica salsa de pescado y verduras y unas gambas. Verthmout francés (Noilly Prat que podéis sustituir por vino blanco), zumo de naranja, azafrán, caldo de pescado y el punto crujiente de los piñones. Un plato delicioso, que preparareis en un abrir y cerrar de ojos.

Podéis tambien prepararla con una pasta fresca comprada, será mucho mas rápido, pero el sabor de la pasta fresca casera es delicioso y el punto del azafrán muy especial. Si os animáis, no dejeis de leer el post PASTA FRESCA CASERA. PASO A PASO, CONSEJOS Y TRUCOS

Vamos con la receta:

HY3A7531 RE

Dificultad: Fácil

Tiempo:

  • Pasta: 30 minutos mas 30 minutos de reposo
  • Salsa y montaje: 15 mintuos.

INGREDIENTES: (Para 4 raciones)

Para la Pasta Fresca:

Para la Salsa marinera:

  • 1 cebolleta fresca mediana cortada en Juliana
  • 1 Puerro cortado en Juliana
  • Las hebras de Azafrán que nos han sobrado de preparar la pasta fresca
  • 75 ml de Noilly Prat o Vino Blanco
  • Zumo de media naranja
  • 200ml de caldo de Pescado
  • 200 ml de Leche Evaporada
  • 350 gr. de Gambas frescas
  • Sal y Pimienta Recién molida
  • Perejil
  • Piñones
  • Parmesano recien rallado

PREPARACIÓN:

 Comenzamos preparando la Pasta Fresca al Azafrán:

COLLAGE 3

Para ello ponemos introducimos las hebras de azafrán en las 4 cucharadas de agua hirviendo y dejamos reposar 10 minutos. Pasado ese tiempo, colamos y reservamos el líquido por un lado y las hebras hidratadas por otro.

En un bowl grande, si preparais la pasta fresca a mano, o en el bowl de la amasadora Kitchen Aid (en mi caso) mezclamos la harina, la semolina y la cúrcuma en polvo. Hacemos un hueco en el centro y añadimos los huevos, el aceite y el liquido de la hidratación del azafran. Batimos primero un poco los ingredientes líquidos y luego vamos mezclando de dentro hacia afuera, incorporando poco a poco la harina. Mezclamos bien primero y luego amasamos, hasta formar una bola de masa lisa y elástica. No debe quedar ni muy blanda, ni muy seca. Si vemos que queda muy blanda añadimos un pelín de harina y si vemos que queda muy seca, un pelín de Aceite.

Envolvemos nuestra bola de masa en film y dejamos resposar 30 minutos en el frigo para que se relaje. Pasado este tiempo, dividimos la bola en cuatro partes y laminamos y cortamos, a mano o con nuestra máquina de Pasta como vimos en el post sobre “Pasta Fresca Casera. Consejos y trucos.”

HY3A7538 re

Mientras seca la pasta ya cortada, preparamos la salsa marinera:

Ponemos una sartén grande con un dos curadas de aceite de Oliva, pochamos a fuego medio bajo la cebolleta y el puerro. Cuando esté bien pochado añadimos el vermouth o vino blanco y dejamos evaporar el alcohol un par de minutos. A continuacion añadimos el zumo de naraja y las hebras de azafrán y casi de inmediato el caldo de pescado. Dejamos unos 5 minutos que hierva suave. Por último añadimos la leche evaporada, bajamos el fuego y dejamos que se vaya reduciendo, durante unos 10 minutos más o menos. Un par de minutos antes de añadir la pasta añadimos las gambas peladas y damos una vuelta. Las gambas no añadirlas desde el primer momento o sufrirán exceso de cocción.

Mientras preparamos la salsa, tostamos los piñones en una sarten sin grasa y reservamos. Cuidado que no se  nos quemen.

Entre tanto cocemos la pasta. Ponemos una olla alta con abundamente agua (1 litro de agua por 100 gr. de pasta) y sal a hervir. Cuando rompa el hervor, añadimos la pasta y cocemos unos 2-3 minutos, no mas. Es mejor que quede al dente, para así, cuando la llevemos a la salsa, que tenga capacidad de absorberla e impregnarse del sabor.

Lista nuestra pasta colamos y vertemos sobre la sartén con la salsa. Damos unas vueltas para que se impregne y absorba la salsa. Esta salsa es bastante ligera y abundante, no obstante si vemos que la salsa queda corta, añadimos un par de cucharadas del agua de cocción de la pasta.

Servimos de inmediato, regada con los piñones tostados, perejil picado fino y parmesano recién rallado.

HY3A7490

El aroma del azafrán junto el vermouth y el sabor a mar lo convierten en un plato de repetir. Un plato único, delicioso y especial, que os servirá para una comida especial de fin de semana o para servir en una comida de amigos mas informal.

Consejos:

– La pasta una vez preparada,  sin laminar ni cortar, podéis congelarla bien envuelta en film, de forma que el día que vayais a servirla no teneis mas que laminar, cortar y cocer. Tambien podéis congelarla una vez cortada. La dejamos secar sobre una tabla enharinada durante un par de horas al menos. En este caso, congelarla en raciones individuales en un tupper hermético, ya que a la hora de cocinarla no hace falta descongelarla, se cuece de la misma forma que la pasta fresca, pero alargando un minuto mas el tiempo de cocción. La pasta así congelada se puede llegar a mantener de 2 a 3 meses.

– Una vez preparada si no la congelais, es mejor comerla en el día o a lo sumo al día siguiente.

– Si la secais bien, una vez laminada y cortada, podeís guardarle

A disfrutar.

Virginia

Recibe mis recetas en tu mail

Comparte:

Share on Google+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × cuatro =